Llega el intenso calor del verano y los locales de restauración buscan fórmulas para sacar sus cocinas a las terrazas y veladores. Para muchos establecimientos, las consumiciones al aire libre suponen entre el 80-90% de su facturación. Sólo en Madrid el número de terrazas ha crecido un 150% en los últimos años, lo que demuestra que incluso en los peores años de crisis el negocio de las terrazas ha funcionado como una tabla de salvación para el sector.

En el 2013 en Madrid se ampliaron las tipologías de establecimientos que podían implementar veladores (mesas en el exterior con 4 sillas) o terrazas, extendiendo esta posibilidad más allá de cafeterías, restaurantes y bares hacia otros locales con servicio gastronómico como gimnasios, tiendas teatros, etc. También se flexibilizó la normativa sobre los metros cuadrados para la instalación de veladores y el tipo de mobiliario susceptible de ser utilizado en estos espacios.

Las tendencias de la hostelería (recogidas en el informe Análisis cualitativo de las tendencias de la restauración 2012) indicaban ya en esa fecha que tanto el “turismo como las terrazas se consideraban “drivers” claves del consumo“. La incorporación de nuevas zonas de restauración se valoraba como una oportunidad, y el desarrollo del “negocio terraza” se puntuaba por los restauradores en 8,47, por encima de otras inversiones como el aumento del espacio del local o el de cocina. De hecho, los cambios en la forma de cocina hacia modelos más simples se consideró (7,73) más importante y probable como tendencia de futuro.

Reinventar y flexibilizar el negocio de la hostelería a través de las terrazas y veladores pasa también por ofrecer productos sanos y de calidad que pueden ser preparados con mucha rapidez.¿Cómo ofrecer platos de calidad, en apenas tres minutos?, ¿Cómo afrontar una demanda de servicio sin el equipamiento de cocina o el personal necesario?: Con la tecnología QUALITYFRY, sin humos, sin olores y sin mezcla de sabores, y de manera totalmente automática.

 

La freidora Fast Chef Elite abre nuevas oportunidades de negocio en las terrazas urbanas: no sólo en restaurantes, cafeterías y bares, sino también en terrazas en zonas de trabajo (centros financieros) o zonas verdes (parques), espacios exteriores de gimnasios, teatros, tiendas, entre muchos otros.

 

Una freidora diseñada para terrazas y veladores: FAST CHEF ELITE.

Los gastroempresarios deben ser conscientes de que la inversión en equipamiento de hostelería tecnológicamente avanzado, les permitirá dar un paso más allá en el negocio de la restauración, elaborando una carta y ofreciendo un servicio que se ajuste a las necesidades de sus clientes.

FAST CHEF ELITE es una freidora diseñada especialmente para estos modelos de cocina informal. Su diseño compacto y seguro, y su avanzada tecnología de filtros, que minimiza radicalmente humos y olores, permite ubicarla en espacios exteriores, con o sin cocina.

Por sus dimensiones y peso, puede ser trasladada con gran facilidad a zonas de degustación, terrazas y zonas exteriores, ofreciendo la versatilidad necesaria para atender la demanda de servicio que se produce en los meses de primavera y verano.

Con FAST CHEF ELITE se puede elaborar una gran variedad de platos tradicionales y de estilo mediterráneo, gracias a sus 8 programas de fritura y tres diferentes modos de freír: raciones individuales, proceso continuo y pochado. También se adapta a la preparación de los habituales y apetecibles platos más demandados en verano, sobre todo por los más pequeños, como hamburguesas, hot dogs o patatas fritas, consiguiendo una textura crujiente, matices gastronómicamente atractivos y, especialmente, una fritura no grasa.

Los métodos de escurrido y de extracción forzada de la humedad, que utiliza FAST CHEF ELITE, mediante los cuales se reduce la cantidad de aceite absorbido durante el proceso de fritura, es una característica difícil de imitar en una freidora convencional.

En términos de negocio, los fritos también son una gran oportunidad. Los productos fritos tienen una alta rentabilidad para los negocios de restauración, pues el margen existente entre el coste de la materia prima y el precio de venta de las raciones es considerable. Si a ello se suma la utilización de una freidora como FAST CHEF ELITE que consigue un mínimo consumo de aceite y un bajo gasto eléctrico, la rentabilidad del negocio de terraza está garantizada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *